Vox se pregunta si de verdad «hay que suplicar que vengan a Burgos a hacer congresos»

fórum

El portavoz del Grupo Municipal de Vox, Ángel Martín, se ha desquitado en críticas a la última propuesta que el presidente de Promueve, Vicente Marañón, lleva este miércoles al consejo de la sociedad municipal: pagar 3000 euros a las empresas que hagan cogresos en Burgos.

A juicio de Vox, este es el mayor disparate que puede hacerse en lo que a turismo congresual se refiere.

De entrada, Martín defiende que se devalúa el producto que uno ofrece cuando tiene que pagar para que se lo compren. Transmite, explica el concejal, una imagen nefasta de la ciudad.

Critica, además, que esta sea la propuesta más innovadora de Marañón desde que «cerrase la oficina de congresos» y se pregunta si se podrían hacer las cosas mejor.

Vox lamenta la política turística que está llevando a cabo el Equipo de Gobierno de Daniel de la Rosa, al que considera como «el más nefasto que ha tenido la ciudad», y alerta de que están desmontando todo lo que se había construido.