Una valla «definitiva» en Plaza de España, explicará las futuras obras del mercado norte

Más de tres años. Este es el tiempo que se estima que podrían durar las obras del Mercado Norte. Y es una previsión muy muy muy optimista. Quizás por este motivo, el Equipo de Gobierno ha estimado cambiar el tipo de vallado que debían rodear tanto el derribo del actual mercado como la construcción del nuevo.

Se pasará de una valla de metal a una de ladrillo, aportando estética al entorno y, además, explicando la previsión a futuro de lo que será el nuevo mercado.

El Equipo de Gobierno está acabando ya con la actualización de precios del derribo, previsto en su momento en cerca de medio millón de euros y que se irá a un importe que rondará entre los 700.000 y los 800.000 euros. Cabe recordar que la aportación de la Junta de Castilla y León, cuyo importe definitivo se desconoce, podría llegar a sufragar la práctica totalidad de esta demolición.

El nuevo vallado se instalará ya para el derribo, lo que implica que desde algún momento de este verano, desaparecerá el aparcamiento en la plaza Hortelanos y éste, si será definitivo de verdad.

El concejal de Urbanismo, Juan Manuel Manso, ha querido referise a la nueva valla de ladrillos como definitiva, no porque se vaya a quedar para siempre, sino porque permanecerá muchos años en la Plaza de España.

El Ayuntamiento tendrá lista la documentación para el 5 de mayo y la idea es iniciar el derribo lo antes posible. No será antes, evidentemente, del 15 de julio, que es la nueva fecha que baraja el Consistorio para el cierre definitivo del actual mercado.

OTRAS NOTICIAS