ARCHIVADO EN

Un cazador precinta mal un corzo recién abatido y el SEPRONA de Burgos lo denuncia

precinto corzo_2

El SEPRONA de la Guardia Civil de la Comandancia de Burgos ha elaborado un acta de denuncia a un cazador por precintar irregularmente a un ejemplar de corzo recién abatido que el implicado transportaba en su vehículo.

Los hechos, dados a conocer este 25 de abril, ocurrieron días atrás en una estación de servicio de la A-1, próxima a la capital burgalesa. El personal del SEPRONA identificó a los ocupantes de un vehículo todo terreno y procedió a inspeccionar el interior de su maletero.

Encontraron en éste el cuerpo sin vida de un corzo, con evidencias de haber sido abatido recientemente. En sus astas portaba un precinto que, al ser examinado, pudieron comprobar que había sido incorrectamente cumplimentado.

Este precinto y su matriz carecían de fecha de caza, suponiendo esto una infracción de la Ley de Caza y Gestión Sostenible de los Recursos Cinegéticos de Castilla y León, la cual establece el sistema de precintado de piezas de caza mayor. El cazador mostró el resto de la documentación relacionada con su actividad pero, aunque estaba en regla, no pudo dar una respuesta lógica a las irregularidades en el precinto.

Estas actuaciones tienen como objetivo prevenir y dar seguimiento a la caza furtiva de la provincia con el fin de erradicarla, así como detectar prácticas de caza irregulares y perseguir determinadas actividades ilegales que causan un gran perjuicio económico al medio rural y a los implicados en las actividades de caza. 

ARCHIVADO EN
OTRAS NOTICIAS