Se complican las previsiones para el puente de diciembre

gente paraguas lluvia

La Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) alerta de un puente de diciembre marcado por los constantes cambios, en el que la lluvia, el viento y la nieve serán los protagonistas, al menos, en todo el norte peninsular.

El fin de semana estará caracterizado por las precipitaciones en forma de lluvia, con un probabilidad superior al 70% y rachas de viento que podrían ser especialmente intensas en algunos momentos. Eso sí, en la jornada del sábado se experimentará un aumento de las temperaturas, que se tornarán hacia los 10 grados de máxima, si bien las mínimas se mantendrán en valores cercanos a los cero grados.

A partir de ese momento, y aunque los termómetros se mantendrán más o menos invariables hasta el martes, la lluvia, la nubosidad y la nieve en cotas altas marcarán la primera festividad del puente.

De cara al día de la Inmaculada, el 8 de diciembre, se espera que las temperaturas caigan en picado hasta los 4 grados de máxima, mientras que las mínimas se volverán a tornar hacia valores negativos. La lluvia será sustituida por precipitaciones en forma de nieve en cotas que rondarán los 800 metros y el viento volverá a soplar con fuerza.