Picasso, protagonista de la nueva exposición de Cultural Cordón

Cultural Cordón reabre la puerta noble del Palacio de los Condestables de Castilla, en la plaza de la Libertad, que dará paso a partir de ahora tanto a la sala de exposiciones como al auditorio

Cultural Cordón Presentación de la exposición Picasso. Rostros y figuras. Obras de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando (Octubre 2023)

La sala de exposiciones de Cultural Cordón alberga hasta el próximo 28 de enero la muestra «Picasso. Rostros y figuras. Obras de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando», que exhibe 50 obras que ilustran la afinidad del genio malagueño con la figuración.

En un año tan especial como 2023, la Fundación Caja de Burgos se une a la efeméride que recuerda el cincuenta aniversario del fallecimiento de Pablo Ruiz Picasso (Málaga, 1881 – Mougins, Francia, 1973).

Y lo hace, además, con uno de los fondos públicos más relevantes del país. La Real Academia de Bellas Artes de San Fernando realiza uno de los préstamos más generosos cedidos hasta la fecha, un conjunto de obras que solo ha podido verse previamente en su propia sede en 2022, con el mismo título con que hoy se muestra en Cultural Cordón.

Será también la exposición de reapertura de la Casa del Cordón por su entrada principal en la plaza de la Libertad. Una manifestación de gran significación simbólica para Fundación Caja de Burgos, que se verá engrandecida con la muestra de estas cincuenta obras firmadas de Pablo Picasso, exhibidas durante más de tres meses, desde octubre de 2023 hasta enero de 2024.

La exposición, cuyo orden y estructura se ha creado en exclusiva para Cultural Cordón, comprende cuatro grupos diferentes de obras a partir de las cuales puede realizarse un acercamiento explícito por la afinidad que Pablo Picasso mantuvo, a lo largo de toda su vida, con la figuración más elocuente.

Desde la representación clásica de raíz ibérica y mediterránea a la revolución cubista, desde la agitación y la voluptuosidad al sintetismo gráfico, de la sugerencia lineal a la ilustración más acabada, estas cuatro secciones transitan por algunos de los trabajos en los que Picasso abordó uno de sus grandes temas: la reflexión en torno al hecho creativo y a la zozobra emocional que ha de acompañar a todo artista.

Esta muestra se abre con una obra emblemática: «La comida frugal», de 1994, es reconocida como una de las imágenes que caracteriza la época azul del artista, a ella se suma, en la misma senda, «La danza bárbara» de 1995 y continúa con «Cabeza de hombre», una de sus creaciones cubistas, fechada hacia 1912.

La serie completa de «La obra maestra desconocida», realizada en 1931, integra la segunda sección. Doce aguafuertes más una imagen-índice que transformaron el relato de Honoré de Balzac en una defensa de la creación y de la búsqueda de la verdad artística.

La tercera parte de la exposición muestra 23 estampas, realizadas entre 1930 y 1936, pertenecientes a la «Suite Vollard». Tenida como la obra cumbre del grabado contemporáneo, da cuenta de la relación entre modelo y artista.

OTRAS NOTICIAS