ARCHIVADO EN

8000 alumnos burgaleses se salvan de las reválidas

esther-pena-y-virginia-barcones-psoe

La secretaria general del PSOE de Burgos y diputada nacional, Esther Peña, celebra el inicio de “una nueva etapa” en materia educativa. Lo hace después de que el pasado martes el Pleno del Congreso acordara la toma en consideración de una proposición de ley de su formación para frenar el calendario de implantación de la Lomce.

En esta línea, pone en valor que su partido “trabajará intensa y concienzudamente con el fin de alcanzar un Pacto social y político por la educación a través del diálogo constante con el Gobierno y con todas las fuerzas políticas representadas en esa Cámara”.

Unos 8.000 alumnos de la provincia -repartidos en los cursos de sexto de primaria, cuarto de la ESO y segundo de Bachillerato- hubieran tenido que realizar el presente curso las reválidas establecidas en esta normativa. “Se revierte una de las decisiones del Gobierno de Mariano Rajoy más censuradas y que más han preocupado a la ciudadanía”, relata la líder de los socialistas burgaleses, quien hace hincapié en que el rechazo a esta Ley reunió un consenso casi unánime.

Un clamor social contra una normativa que Peña describe como “profundamente ideológica, regresiva, elitista, excluyente y segregadora”, lo que, a su juicio, ilustra a la perfección “cuáles son los ‘valores’ del Partido Popular”.

En esta línea, recalca que la paralización de la Lomce “no se debe a un esfuerzo atribuible únicamente al Partido Socialista, es un logro de toda la sociedad y, muy en especial, de los agentes educativos”. “Familias y profesorado han permanecido en pie de guerra contra este auténtico peligro para la formación del alumnado”, concreta.

Por todo ello, Peña hace un llamamiento a la formación ‘popular’ para que no se enfrente a esta reivindicación ciudadana y del resto de partidos. “Pido al PP que piense en el futuro de esos miles de estudiantes y en la comunidad educativa”, reclama.

ARCHIVADO EN
OTRAS NOTICIAS