Méndez Pozo tiene obras pendientes con los burgaleses por valor de más de 5 millones de euros y nadie le exige nada

Méndez Pozo Seco Ampliación del Centro de Transportes Aduana de Burgos (Marzo 2023)

Lo más granado de la sociedad burgalesa se enorgullece de pasear, año a año, por las galas «promecalianas» que el editor de Diario de Burgos y constructor, Méndez Pozo celebra en nuestra ciudad.

Así, el día después, su periódico puede aglutinar un álbum fotos en el que políticos, cargos institucionales y otros «prohombres» de la ciudad se retratan con el expresidiario más famoso de la ciudad.

Y mientras esto ocurre, resulta que algunas de sus empresas, tienen actuaciones pendientes para con los burgaleses en distintas zonas, sin que el celo municipal le exija el cumplimiento de sus compromisos.

Esto es, al menos, lo que ha denunciado esta semana Izquierda Unida, a través de su coordinador, Fernando Sáiz, y quien fuera concejal del Ayuntamiento de Burgos, Marga Arroyo.

Precisamente fue ella, quien como edil exigió que se hiciera cumplir a la Unión Temporal de Empresas en la que estaba integrado Méndez Pozo, con los compromisos en el conocido parque de los Ochos, en el barrio San Pedro de la Fuente. Lo único que logró es que el entonces alcalde arrancase un compromiso para que la empresa realizase las obras en 3 años entre 2021 y 2023 sin que, evidentemente, no se cumpliera íntegramente con lo comprometido.

El importe total en este entorno superaba el 1.600.000 euros. A esto, habría que sumar 1 millón de euros, siempre en números redondos. Precios que llevan más de 10 años sin actualizarse, por lo que el importe podría elevarse un 35% más.

No es el único lugar donde las empresas Río Vena o el estudio MBG tienen tarea pendiente. El concejal de Medio Ambiente, Carlos Niño, avanzaba la intención municipal de construir una central neumática en la zona del S4, cerca de la estación de trenes Rosa Manzano, analizando primero cómo estaba la instalación subterránea construida en su momento.

Izquierda unida recuerde que «el agente urbanizador» tiene pendiente cerca de 3 millones de euros para poner en marcha dicha central, algo que no se ha hecho. A mayores, el Ayuntamiento tenía pendiente analizar el estado de la red de canalización. Desde esta formación insisten que, si el estado es el adecuado, toca obligar a la empresa a construir la central, pero si el estado de dicha red requiere un puesta apunto, ésta podría suponer 9 millones de euros para las arcas públicas, por tratarse de tuberías de acero inoxidable.

OTRAS NOTICIAS