Los médicos de Burgos dejan patente su malestar con la situación de Atención Primaria

Acto-de-sanitarios-de-Atencion-Primaria-en-el-Colegio-de-Medicos

Los médicos de Atención Primaria de la provincia de Burgos no pueden más. Así se desprende de una encuesta realizada por el Colegio de Médicos de Burgos, que muestra como el 91,2% de los profesionales de Atención Primaria de la provincia considera que su situación está mal o peor que nunca.

La encuesta, en la que ha participado el 34% de los médicos de Familia de Burgos, plasma el descontento generalizado por el estado de la Atención Primaria por agendas al límite y saturación diaria en el número de pacientes atendidos.

Los encuestados, en un 80,2%, consideran que el principal problema laboral con el que lidian en su día a día son las agendas sin límite y entienden que el tiempo de una consulta en Atención Primaria debería ser de 10-15 minutos y que la agenda debería tener un límite real de 15-30 pacientes.

De forma paralela, la encuesta testea otros asuntos como la remuneración de los profesionales médicos, el 91,1% la consideran baja o muy baja, así como el desarrollo profesional que el 88,1 por ciento entiende que la carrera profesional actual es poco o nada representativa del desarrollo profesional.

Con todo, la realidad que se desprende no es demasiado positiva, con un 75,9% de los médicos de Familia insatisfechos o muy insatisfechos con su desempeño laboral.