Los efectos de la tercera ola decaen en Burgos las listas de espera en primera consulta en 62 días

HOSPITAL UNIVERSITARIO HUBU

Los efectos de la tercera ola de la pandemia del Covid-19 se han dejado notar en el balance de datos referidos a las listas de espera del primer trimestre de 2021 en los hospitales públicos de Castilla y León, tanto en consultas externas como en pruebas diagnósticas y cirugías.

Los datos revelan que ya en marzo empezó a observarse una mejoría de las cifras, motivada por la progresiva reapertura de quirófanos y mayor capacidad organizativa en consultas y pruebas, siendo el caso de Burgos el más significativo, con una caída de 62 días, en primera consulta.

A nivel regional y el caso de las consultas externas, las esperas han aumentado un 4 % entre diciembre de 2020 y marzo de 2021, pasando de 165.679 pacientes registrados a 172.945.

En cambio, la demora media para una primera consulta ha disminuido en 34 días, desde los 113 días que había en diciembre a los 79 días en marzo. En la mayoría de los centros se ha reflejado esta disminución, que ha sido llamativa en el Complejo Asistencial Universitario de Burgos y el Hospital Santiago Apóstol, con una disminución de 62 días; el Hospital del Bierzo, con 68 días; el Complejo Asistencial de Zamora, con 30 días, y el Complejo Asistencial Universitario de Salamanca, con 28 días.

Este comportamiento, con aumento global en las esperas y una disminución tan significativa de la demora media, puede deberse a la distinta influencia que ha tenido la COVID-19 sobre cada una de las especialidades hospitalarias.