Las críticas al gobierno de De la Rosa no salen gratis

Daniel de la Rosa (Agosto 2021)

El alcalde de Burgos, Daniel de la Rosa, ha hecho suya la política de la famosa frase «el que se mueve no sale en la foto». El primer edil recibe críticas, una y otra vez, por el «sectarismo» de su forma de actuar, donde aparta o rechaza todo aquello que le supone una amenaza en forma de crítica.

Canal 54 es una buena muestra de ello. De la Rosa no solo no quiere acudir a nuestros estudios, sino que tiene prohibido a sus concejales que lo hagan. Pero para esta casa, enfrentarnos a la prepotencia del político es el pan nuestro de cada día.

Sin embargo, hay otros colectivos que lo están sufriendo, quizás de forma más velada. Basta con echar un vistazo a la Semana de la Movilidad para observar como las dos principales asociaciones que vienen trabajando por la pacificación de la movilidad en la ciudad se han quedado fuera de la semana que, precisamente, debe poner en valor todo ese trabajo.

A nadie se le escapa que tanto Andando Burgos como Burgos con Bici han sido críticos con la política de movilidad del Ayuntamiento. No ahora, no solo en esta legislatura, la verdad. Quizás De la Rosa confiaba en que ambos colectivos le hicieran una estatua por llenar la ciudad de «aceras bici» pero el edil socialista se ha encontrado con el rechazo de estas dos asociaciones, que no han dudado en recordarle al Equipo de Gobierno que este no es el camino.

¿Tendrá esto que ver con que ninguna de las dos asociaciones hayan participado en la Semana de la Movilidad? Parece extraño que, una vez más, a las críticas por algo le sigan el vacío y el plante del Equipo de Gobierno. El mensaje que se intuye en medio de este silencio es, precisamente, ese, o estás conmigo o no cuentes con el Ayuntamiento. Lo dicho, el que se mueve no sale en la foto.