La sanidad ahonda la brecha entre PP y Cs en Castilla y León

Alfonso Fernandez Mañueco Francisco Igea Carriedo Presupuestos Junta CYL (Noviembre 2020)

La reforma sanitaria aumenta la brecha existente en el bipartito del PP y Cs en Castilla y León que ambas formaciones tratan de negar de manera sistemática.

Y es que la reordenación sanitaria propuesta por la consejera de Sanidad, Verónica Casado, ha supuesto un quiebro más en las relaciones entre ambos partidos.

El Partido Popular, con el presidente de la Junta Alfonso Fernández Mañueco a la cabeza, ha decidido respaldar la Proposición No de Ley presentada por el PSOE contra la reforma planteada.

Una circunstancia que desde Ciudadanos se ha calificado como un «error estratégico» que ha molestado mucho en las filas de la formación naranja. Pese a ello, el vicepresidente del Gobierno Autonómico, Francisco Igea, ha asegurado que Cs continuará apoyando la alianza con el PP y la consecución de los objetivos planteados.

Con la abstención de los 11 procuradores de Cs, la proposición ha salido adelante con el consiguiente entusiasmo mostrado desde las filas socialistas. Su líder regional, Luis Tudanca, se ha felicitado por lo conseguido, si bien ha insistido en que Fernández Mañueco debe asumir todos los errores cometidos en materia de sanidad.

Una cuestión que ha vinculado a la coalición de los populares con Ciudadanos, a los que ha advertido de que el PSOE no permanecerá impasible ante el deterioro continuo al que ambas formaciones han sometido a la sanidad de Castilla y León.