En Castilla y León el 42% de los casos de VIH se detectan tarde

Verónica Casado Abril 2021

La consejera de Sanidad, Verónica Casado, ha inaugurado la «Jornada autonómica sobre el abordaje del VIH: presente y futuro del VIH en Castilla y León». Este encuentro tiene como objetivo revisar los ejes fundamentales de la estrategia planteada por ONUSIDA para el año 2030. ONUSIDA es el programa de las Naciones Unidas sobre el VIH destinado a coordinar las actividades de los distintos organismos especializados de la ONU en su lucha contra el sida.

A pesar de que han pasado 40 años desde el primer diagnóstico de SIDA en España, en 2019 más del 42% de los nuevos casos en Castilla y León fueron diagnósticos tardíos. Hay que tener en cuenta que esta tardanza en detectar el virus incrementa 10 veces la mortalidad durante el primer año.

Los objetivos de ONUSIDA fijan como metas urgentes para el año 2030 que se cumpla: el 95% de las personas con VIH diagnosticadas; el 95% de las diagnosticadas, tratadas; y el 95% de las tratadas, en supresión viral. A estos tres «95», los expertos añaden un cuarto, referido a la calidad de vida y preservar la salud global a largo plazo de las personas con VIH.

Casado ha insistido en que la clave es esa detección precoz y una buena campaña de información y prevención, para alcanzar los objetivos marcados por ONUSIDA.