El Gobierno se muestra «partidario» de la prórroga a Garoña

El Gobierno de la nación considera «prioritaria» la continuidad de la central nuclear burgalesa de Santa María de Garoña si cumple todas las condiciones de seguridad que establece el Consejo de Seguridad Nuclear. Así, lo ha expresado el ministro de Industria, José Manuel Soria, tras conocer que la planta ha solicitado una prórroga al cese definitivo de actividad, fijado el próximo mes de julio.

Ante esta postura, el senador socialista por Burgos, Ander Gil, ha exigido al Ejecutivo central que “acabe con la incertidumbre” y que aclare cuál es el futuro de la Central Nuclear de Santa María de Garoña.

Gil ha intervenido en la Comisión de Industria durante la comparecencia del Ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, y subrayó que “el Gobierno es débil con los fuertes y fuerte con los débiles” y “antepone el negocio y el interés de unos pocos pero poderosos, al interés general y al bien común de los ciudadanos”.

Por su parte, Soria no aclaró ninguno de estos puntos y se limitó a señalar que no le gustó ni el “tono ni la demagogia” empleada por el senador. Previamente, ya había informado a los periodistas que el Gobierno es «partidario» de que la central nuclear siga abierta si cumple todas las condiciones en materia de seguridad nuclear que establece el propio Consejo de Seguridad Nuclear.

 El parlamentario del PSOE comenzó su intervención recordando la solicitud de los propietarios de la Central Nuclear de Santa María Garoña, “en la que plantean mantener un año más la central en su actual estado: parada y desconectada”. A continuación, señaló que esto ocurre después de que el Gobierno les diera la oportunidad de solicitar una prórroga que no hicieron y de que se eliminaran de los Presupuestos Generales del Estado el Plan Alternativo al cierre de la Central.

 Ander Gil preguntó, además, si “puede aclarar si estamos asistiendo, quizá, a la negociación de una indemnización en diferido, y en la sombra, para cierto sector energético en nuestro país”. “¿Es este el tipo de negociaciones son las que intenta incluir en la Ley de Transparencia?”, apostilló. El titular de la cartera de Industria, Energía y Turismo señaló que no puede contestar a la pregunta de por qué Nuclenor ha pedido ahora una prórroga de un año.

Seguidamente, el senador burgalés hizo suyas las palabras del alcalde del PP del municipio más próximo a la central, del Valle de Tobalina, en las que apuntaba que la gente ya está cansada de noticias en un sentido y en otro sobre el futuro de la central. Ander Gil insistió en reclamar que “paren ya con la incertidumbre que están generando en la zona, a los trabajadores de la central y a las familias que viven en la zona de la comarca de Las Merindades”.