El Gobierno permitirá al Graciliano Urbaneja el uso puntual del Centro de Enfermedades Raras

El Ayuntamiento de Burgos y el Gobierno de la nación suscribirán este año un convenio de colaboración para permitir a parte del tejido social burgalés utilizar de forma puntual las instalaciones del Centro de Referencia Estatal de Atención a Personas con Enfermedades Raras y sus Familias (CREER). De este modo, lo ha confirmado el secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, Juan Manuel Moreno, quien ha destacado la importancia de este tipo de colaboraciones para favorecer una mayor rentabilidad social de las instalaciones del Estado. A través de este convenio, solicitado por el Ayuntamiento de Burgos al inicio de la legislatura, se pretende que los usuarios del Centro Gracialiano Urbaneja, colindante con las instalaciones del CREER, puedan utlizar sus instalaciones de una manera puntual, con el objetivo de ofrecer así una alternativa a sus limitaciones de espacio. Hay que recordar que el Centro de Atención a Personas con Enfermedades Raras y sus Familias de Burgos cuenta con cerca de 11.000 metros cuadrados de instalaciones y cerca de 30 profesionales. En su interior, se traba desde hace años en la atención multidisciplinar y ambulatoria, la detención precoz de este tipo de patologías y tratamientos y dispone de un área de respiro familiar, que actualmente utilizan 90 personas.