El Ayuntamiento y la Diputación de Burgos suscriben el convenio para la gestión de las emergencias en la provincia

El Ayuntamiento de Burgos y la Diputación Provincial han sellado hoy el convenio que permite la utilización de la sala de bomberos municipal para coordinar las llamadas de emergencias de toda la provincia.

La ciudad de Burgos coordinará la totalidad de los municipios desde el Parque de Bomberos a excepción de Aranda de Duero y Miranda de Ebro que cuentan por parque propio.

A partir del 1 de abril las llamadas de emergencia relacionadas con bomberos que se realicen al 112 se transferirán a la sala de Bomberos desde donde se coordinarán las emergencias.

El presidente de la Diputación Provincial de Burgos, César Rico, ha querido dejar claro que el sistema de coordinación actual es operativo y funciona bien pero reconoce que con el nuevo sistema se mejorará la atención y el conocimiento del operativo en todo momento. Para Rico “se gana en seguridad, eficacia y profesionalidad en el servicio que se presta a toda la provincia” recordando que en la provincia los parques de bomberos son voluntarios a excepción de los tres municipios mencionados.

El convenio se firma por 12.000 euros y su duración en el tiempo se extiende hasta el año 2017 con posibilidad de alguna prórroga.