El alcalde escenificará mañana junto al expresidiario Méndez Pozo el patrocinio con la Fundación Catedral

Méndez Pozo y Daniel de la Rosa 2

El vicealcalde de Burgos, Vicente Marañón, tardó algo menos de 20 segundos en anunciar, la semana pasada, la firma del convenio de patrocinio con la Fundación de la Catedral.

Aquí Marañón no se recreó ni intentó ensalzar las maravillas que la inyección económica que los burgaleses hemos metido ahí. Pasó de puntillas intentando no hacer ruido.

Y es normal, el casi millón de euros que hemos decidido darle al expresidiario Méndez Pozo y amigos no tiene fácil defensa.

Una vez más, el Ayuntamiento de Burgos firma tarde y mal dicho contrato. Será este miércoles cuando se escenifique la firma entre el primer edil y el expresidiario.

Los contratos de patrocinio deberían firmarse con anterioridad a la celebración de los eventos a patrocinar. Toda vez que la finalidad no es otra que dar a conocer la marca Burgos a través de las actividades o del evento a patrocinar.

En pleno Octubre, la Fundación se compromete a difundir la marca Burgos a lo largo de todo 2021, todo un sinsentido en lo que a fechas se refiere. Y cabe recordar, que además de pagar la fiesta de la Fundación y la Vuelta a España, los eventos no celebrados también se abonan, por la propia naturaleza del contrato.

Claro que, si contamos que en 2020 y en 2019 este contrato se ha firmado a finales de diciembre, podríamos hasta decir que este año se han adelantado.

OTRAS NOTICIAS