ARCHIVADO EN

Dos de cada tres autónomos están lejos de la recuperación de su actividad

75.000 autónomos prevén cerrar si finaliza su prestación

taller

Una vez finalizada la temporada estival, desde la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos, (ATA), se hace balance de la situación en la que se encuentra el sector de trabajadores autónomos. ATA constata que a pesar de la bajada de la incidencia del COVID, en cuanto a los contagios y la paulatina relajación de las restricciones, dos de cada tres autónomos, afirma estar aún lejos de la recuperación de su actividad y de volver a una situación previa a la pandemia. La mitad afirma que la caída de la facturación es aún superior al 50% a antes de marzo de 2020, y un 24,8% vaticinan que no se recuperarán totalmente hasta dentro de dos años.

Otro preocupante dato apunta a que 75.000 autónomos prevén cerrar cuando finalice su prestación, de momento prorrogada hasta el 30 de septiembre. Actualmente el 8,6% de los autónomos están cobrando el cese de actividad, de los que el 87,2% volverían a solicitarlo en caso de prorrogarse.

El panorama de cara a los próximos meses no es muy alentador, uno de cada tres autónomos cree que su actividad disminuirá de cara al último trimestre del año, y 300.000 autónomos prevén reducir plantilla en el próximo ejercicio 2022. La subida de impuestos y la escalada en el precio de la electricidad son las principales situaciones que ponen en peligro la supervivencia de los negocios de los autónomos y pequeños empresarios, según apunta la asociación.

La economía española no creció en estos meses el 2,8%, pronosticado por el Instituto Nacional de Estadística (INE) en julio, sino que se quedó, en el segundo trimestre, en un 1,1%, menos de la mitad de los esperado.

ARCHIVADO EN
OTRAS NOTICIAS