Constituido el Consejo para la Custodia, Defensa y Promoción del Patrimonio Mundial

EL Teatro Principal ha sido testigo de la constitución del Consejo para la Custodia, Defensa y Promoción del Patrimonio Mundial. Uno de los requerimientos de la Unesco tras obtener la zona de amortiguamiento del Patrimonio de la Humanidad de la Catedral. Entre otras actuaciones, este nuevo órgano analizará la remodelación de la Plaza de la Flora, Las Llanas y la Plaza Mayor, como actuaciones preferentes para su recuperación, dado su actual estado de degradación. El consejo especial nace integrado por el Ayuntamiento de Burgos, la Universidad de Burgos, el Colegio Oficial de Arquitectos, el cronista oficial de la ciudad, el Cabildo Metropolitano, la Junta de Castilla y León y la Asociación de Comerciantes del Centro Histórico, aunque no se descartan nuevas incorporaciones. Sus objetivos son la definición de las líneas estratégicas a seguir, la protección de los valores culturales, la recuperación de las zonas más degradadas y la divulgación de valores culturales e históricos. El organismo tendrá un carácter consultivo no vinculante y surge del mandato de la Unesco, tras otorgar a la ciudad una zona de amortiguamiento de casi 80 hectáreas, alrededor del entorno catedralicio. La puesta en marcha de este consejo, que previsiblemente se reuinirá cada dos meses, se complementa con la creación de una unidad especial municipal para supervisar las obras a desarrollar en los edificios de este enclave, sin que esto suponga un incremento de los trámites administrativos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here