Comienza el juicio contra el jubilado de Miranda que presuntamente envío cartas bomba al Presidente del Gobierno

La Fiscalía solicita una condena de 22 años de cárcel, por terrorismo

Foto: "X"
Foto: "X"

El juicio contra Pompeyo González, ha comenzado en la Audiencia Nacional, este lunes. El jubilado de 74 años residente en Miranda de Ebro (Burgos), está acusado del envío de cartas explosivas a diversas instituciones, incluyendo el Palacio de la Moncloa, el Ministerio de Defensa y varias embajadas.

El anciano está imputado por delito de terrorismo con resultado de lesiones, especialmente por herir a un empleado de la Embajada de Ucrania, Mykola Velychko. La Fiscalía solicita una condena de 22 años de cárcel, inhabilitación absoluta y especial, y una indemnización de 1.500 euros para la víctima.

A Pompeyo González, se le atribuyen seis envíos de cartas explosivas, incluyendo una dirigida al presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, y otras a la ministra de Defensa, Margarita Robles, y a las embajadas de Estados Unidos y Ucrania en Madrid y el centro de satélites de la Base Aérea de Torrejón de Ardoz.

El escrito de acusación destaca que González buscaba transmitir con sus acciones que eran efectuadas por personas vinculadas a Rusia «como represión hacia los intereses de España y Estados Unidos como consecuencia de su apoyo a Ucrania ante la ocupación rusa».

La acusación se basa en indicios encontrados durante la investigación, como elementos para fabricar explosivos en su domicilio, la instalación de aplicaciones de medios rusos en su dispositivo móvil y registros de compras de materiales coincidentes con los utilizados en las cartas explosivas. La trazabilidad de los sobres y los sellos estampados sugiere que los envíos podrían haber partido de su lugar de residencia.

OTRAS NOTICIAS