Cada burgalés recicla de media 230 kilos de residuos en lo que va de año

Isla de contenedores con el de orgánico

Los burgaleses y burgalesas demuestran estar concienciados con el reciclaje y la sostenibilidad dado que han reciclado casi 40.000 toneladas de residuos en lo va de año.

Estos datos, proporcionados por el Ayuntamiento de Burgos, arrojan una realidad de que cada habitante recicla de media, recordemos, en estos ocho primeros meses, casi 230 kilos de restos de basura.

Entre los residuos que más se depositan en los contenedores habilitados para ello, los que copan la primera posición de la lista son el papel y el cartón, con 2.110.620 kilos. En segundo lugar, se sitúa el vidrio con un total de 1.624.420 kilos, seguido muy de cerca por los envases ligeros, que se quedan en 1.514.760 kilos.

Por último, otros residuos que se realizan mediante recogidas separativas, donde se pueden encontrar las botellas de aceite usado, acaparan casi mil toneladas, concretamente 988.895 kilos. El material que menos se recicla, también porque la iniciativa lleva en marcha desde febrero del presente año y aún existen pocos contenedores para ello, es la ropa textil, donde se han recolectado 111.054 kilos para distintos usos.

Si se extraen los datos por meses, se observa que mayo ha sido el período donde más residuos se han reciclado con 5.323.609 kilos. Le siguen, a una corta distancia, enero y junio y marzo. El mes donde menos residuos se han registrado ha sido agosto, con un total de 4.455.567 kilos. Es probable que esto se deba a que muchos de los burgaleses y burgalesas hayan aprovechado este mes para irse de vacaciones y, por ende, se hayan contabilizado menos kilos de basura recogida en la ciudad.

En la comparativa interanual, se observa que se han producido incrementos en la recogida de todos los residuos, con índices todos ellos muy similares. En este apartado, el vidrio es el que más ha crecido respecto al año pasado con un 11,71%, seguido de los envases con un 11,49% y el papel y el cartón con un 11,24%.

Cabe destacar que el mes de febrero ha sido el único ciclo donde se ha reciclado menos que el año pasado, ya que todos los tipos de residuos descienden en este lapso. En el otro lado de la balanza, los meses de mayo y junio se presentan como los más fructíferos en este sentido, ya que en ellos se han experimentado subidas de entre el 25 y el 40% teniendo en cuenta cada tipo de residuo.

OTRAS NOTICIAS