Burgos CF y Burgos Promesas tendrán equipos independientes de fútbol base

El Burgos CF volverá a contar con equipos propios de cantera la próxima temporada, tras el intento del Burgos Promesas de federar a los jugadores de los equipos provenientes del convenio de filialidad

Antonio Caselli (Enero 2021)

El Burgos CF ha anunciado este martes que para la temporada 2021-22 volverá a contar con sus propios equipos de cantera, de esta manera la entidad de los Caselli responde a la intención del Burgos Promesas de hacerse con la totalidad de los equipos de fútbol base provenientes del acuerdo de filialidad entre Burgos CF y Burgos Promesas.

El Burgos CF, incumple de nuevo un acuerdo con un equipo burgalés, ya lo hizo la pasada temporada con Real Burgos y Bupolsa, y en esta ocasión lo hace con el Burgos Promesas, al que adeuda 400.000 euros, según datos ofrecidos por el equipo de Castañares.

Por si esto fuera poco el Burgos CF amenaza, como ya hizo con los medios de comunicación locales, con denunciar ante los juzgados, «las mentiras del Burgos Promesas».

Lo único cierto en este momento es la falta de crédito de los Caselli, tanto a nivel económico, como figurado. Lo que llama la atención es que con las relaciones rotas, y amplios incumplimientos del convenio de filialidad, ninguna de las partes lo denuncie o solicite su nulidad. Nadie parece ser consciente de lo que implica que ambos clubes sean, a efectos legales, prácticamente el mismo, con lo que implica a nivel de fichajes, deudas y responsabilidades legales.

Mientras Burgos CF y Burgos Promesas se pelean, cientos de padres, madres y jóvenes jugadores, además de pagar importantes cantidades por jugar, no saben en qué les puede salpicar la polémica… de momento un convenio une a ambas entidades hasta 2034… que visto, lo visto, parece demasiado tiempo.