3 millones para ayudar a 300 autónomos a arrancar sus negocios

Castilla y León

La Consejería de Industria ha dado luz verde a una convocatoria con la que se pretende ayudar a aquellas personas que deseen iniciar una actividad profesional como autónomos.

Así, se han establecido una serie de medidas orientadas a titulados universitarios o de formación profesional de grado medio o superior, en la intención de que puedan acceder a un empleo estable y de calidad, contando con mayores garantías de éxito e incluso, pudiendo general empleo para otras personas.

Por ello, se financiará el inicio de la actividad, aportando además financiación para soportar los primeros gastos en los que pudiera incurrir el autónomo.

A mayores, la Junta incrementará la cuantía en aquellos perfiles que tengan mayores dificultades para el acceso al ámbito laboral. Aquí entrarían los menores de 35 años y los mayores de 45, así como los desempleados de larga duración o las personas con discapacidad. También se prestará especial atención a quienes establezcan su empleo en municipios de menos de 5.000 habitantes.

Para 2022, la Junta de Castilla y León prevé que con los 3 millones de euros que se van a destinar a esta línea de ayudas se pueda incentivar la puesta en marcha de 300 nuevos negocios a manos de autónomos.

OTRAS NOTICIAS