Vía libre a las subvenciones del Tercer Sector

Las asociaciones y colectivos del Tercer Sector pueden respirar algo más tranquilos desde este viernes porque el Pleno del Ayuntamiento de Burgos ha aprobado la modificación presupuestaria que da vía libre a las subvenciones y convenios con asociaciones y entidades sociales, fundamentalmente, que no se prorrogaron automáticamente por con las cuentas por no tener un carácter plurianual.

La modificación presupuestaria, por un importe de 3,5 millones de euros, ha salido adelante con el voto a favor de todos los corporativos, con la salvedad de los tres concejales del Grupo Municipal de Ciudadanos, que han decidido abstenerse en este punto del orden del día.

El concejal socialista Antonio Fernández Santos ha destacado la importancia de esta aprobación para dar continuidad a los proyectos de estas entidades, a la vez que ha recordado que dentro de esta modificación se incluyen, por ejemplo, 930.000 euros destinados a cooperación internacional, que de otro modo no se podrían garantizar este año.

La aprobación de esta modificación se ha producido en el último momento, ya que hasta ayer por la tarde se desconocía si llegaría al expediente un informe de Intervención imprescindible para sacar adelante la propuesta, algo que de lo que también advirtió el PSOE.

El Pleno del Ayuntamiento, en sesión ordinaria, ha servido también para informar de la liquidación presupuestaria del año 2018, de la que se desprende un superávit de 32,1 millones de euros y un remanente de tesorería superior a los 45,3 millones.

En el debate de este punto, en el que la portavoz de Ciudadanos, Gloria Bañeres, ha llegado a advertir de la posibilidad de que el Pleno se declarase inválido por la presencia del secretario general, Luis Alfonso Manero, cuyo nombramiento ha sido declarado nulo por los juzgados, los grupos políticos se han enzarzado por la situación de las finanzas locales.

Todas las formaciones, así como el concejal no adscrito Raúl Salinero, han reprochado al equipo de Gobierno del PP el nivel de endeudamiento que, según los informes preceptivos, se ha situado en el 150 por ciento. Al concejal de Hacienda, Salvador de Foronda, no le ha quedado más remedio que reconocer que la información que ofreció hace unos días el alcalde Javier Lacalle sobre la deuda, en la que sostenía que el Consistorio solo debía 37 millones de euros, era sesgada, ya que se deben contemplar las deudas de los consorcios de Villalonquéjar y del Ferrocarril, ambas declaradas como sector público, que elevan esa cifra hasta los 287 millones de euros.

El concejal del PSOE, Antonio Fernández Santos, se ha mostrado muy crítico en este sentido y ha acusado al alcalde de mentir de manera sistemática sin importarle. Respecto al resultado de la liquidación, ha dicho que no se puede presumir de un superávit que el resultado de no haber ejecutado un presupuesto.

Fernández Santos ha lamentado que esta sea la forma habitual de proceder del PP a lo largo de los últimos años.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here