Salinero no ve motivos para el triunfalismo de Gómez y presume de tener la “razón moral”

Imagina Burgos

El portavoz de Imagina Burgos, Raúl Salinero, ni dimite, ni pide perdón a los burgaleses, tal y como solicitaba ayer el concejal no adscrito, Fernando Gómez. Lo hacia después de que el Tribunal de Cuentas desestimase la causa, elevada a instancia de Imagina Burgos, sobre el pago de los intereses de las dietas de Gómez. Salinero no entiende el triunfalismo del edil no adscrito, dado que, a su juicio, el motivo por el que el Tribunal lo desestima es porque no se ve competente para valorarlo.

Hay que recordar que Gómez no basó su petición hacia Salinero en si el Tribunal le daba o le quitaba razón, sino en el coste de llevar este asunto al Tribunal de Cuentas para reclamar 380 euros, provocando un gasto mayor, cuando el pago de la cantidad reclamada podría haberse solicitado directamente al concejal por escrito, sin comportar gasto al Ayuntamiento. Por este motivo Gómez pedía, además, a Salinero, que abonase el coste total del fallido proceso.

El portavoz de Imagina Burgos ve las cosas muy diferentes. De entrada, Salinero se auto otorga la razón moral del llamado caso Gómez, con la que justifica cualquier acción.

A su vez, recuerda los frentes abiertos del concejal, que ya abonó las cantidades que supuestamente percibió así como las que nunca percibió pero que el Ayuntamiento u otros organismos abonaron por él.

Salinero considera que el aire triunfalista se debe a que Lacalle y Gómez han hecho las paces, como evidencia, a su juicio, que el alcalde le haya nombrado presidente del Distrito Este. Es importante señalar que si el edil no adscrito preside este distrito se debe, en parte, a que en las filas del Equipo de Gobierno había fobia a ostentar cargos en los distritos.

Pero Imagina Burgos va más allá y asocia la cercanía entre Lacalle y Gómez a las bajas de la Tesorera y la Vicetesorera, aludiendo a que pidieron la baja tras una Junta de Gobierno en la que el alcalde las presionó. Salinero asume que la presión podría venir por el caso Gómez, aunque de existir presión, parecía más lógico que el motivo hubiera sido el descuadre de varios millones de euros en los ingresos que preveían la Tesorería y el Equipo de Gobierno para el presupuesto municipal.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here