Mariano Pedrero, un maestro del dibujo y la ilustración, hasta mayo en la Casa del Cordón

La sala de exposiciones de la Casa del Cordón acoge desde este jueves la muestra Mariano Pedrero, un artista burgalés, maestro de la ilustración y del dibujo, cuya gran trayectoria ha estado en la penumbra hasta ahora. Se trata de la primera exposición que recoge el trabajo de este artista, y está compuesta por 200 de sus obras, en varias disciplinas, como el óleo, la pintura y la cartelería, pero sin duda destacan sus exquisitos dibujos que le convirtieron en un protagonista de primer orden en el desarrollo de la ilustración en España, si bien su nombre no se recuerda con gran notoriedad.

La Fundación Caja de Burgos quiere así rendir homenaje a este gran ilustrador, siguiendo dos objetivos clave, tal y como ha explicado el responsable de Cultura de la entidad fundacional, Oscar Martínez. El primero es poner en valor obras como esta, de artistas burgaleses, y en segundo lugar reivindicar el dibujo como una de las grandes artes, sacándolo del orden de las disciplinas menores.

Los familiares del Mariano Pedrero fueron los que se pusieron en contacto con la Fundación, y cedieron su colección para poder organizar una exposición sobre su trayectoria, caracterizada por una enorme proyección nacional de sus trabajos. De hecho Pedrero fue una firma habitual en publicaciones tan reconocidas como Nuevo Mundo, La Ilustración Española y Americana, Blanco y Negro o La Esfera.

El comisario de la muestra, Javier del Campo, ha explicado que su enorme calidad gráfica se identifica por dibujos sueltos y muy descriptivos, con una gran capacidad de síntesis de los acontecimientos de la España de su época.

La exposición recorre gran parte de su trabajo, para propiciar un encuentro con el artista y con un tiempo en el que la imagen recreada y la ilustración se hacía hueco frente a la fotografía como fuente documental para ilustrar sucesos y noticias. En la exposición los asistentes podrán ver por ejemplo ilustraciones sobre la guerra entre el imperio japonés y el ruso para conquistar Corea, en el que el dibujo es más descriptivo que la propia fotografía.

La recopilación de su obra ha sido difícil, porque si bien tiene cientos de trabajos, la mayor parte de ellos se han perdido en las redacciones de los periódicos y revistas de la época. El nutrido grupo de imágenes y publicaciones que componen la muestra han sido cedidos en su mayoría por particulares y coleccionistas privados, y por instituciones como la Biblioteca Nacional de España, el Archivo Municipal de Burgos, o el Museo de Burgos, el Museo ABC y el Museo de la Real Academia de las Bellas Artes de San Fernando.

La exposición permanecerá abierta hasta el 12 de mayo en la primera planta de la sala de exposiciones de la Casa del Cordón.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here