La Guardia Civil destruye un proyectil militar de origen ruso

Efectivos del Equipo de Desactivación de Explosivos (EDEX) han desarticulado una granada rompedora de 122 mm, localizada en el interior de una cochera por su propietario en una localidad del Valle de Navas.

Una persona comunicaba a la Guardia Civil el hallazgo casual, cuando se encontraba realizando labores de limpieza en una cochera de su propiedad, de lo que parecía ser un proyectil militar.

Comisionados los Especialistas en Desactivación de Explosivos (EDEX) al lugar, comprobaron la veracidad de los hechos, inspeccionando visualmente la munición y verificando que carecía de espoleta si bien mantenía intacta su carga explosiva. Con las reglamentarias medidas de seguridad, debido a que se encontraba en una zona urbanizada, fue trasladada a un paraje abierto donde fue destruida de manera controlada.

Para conocer el origen de esta munición utilizada por piezas artilleras de origen ruso hay que trasladarse a los años 1942/43, cuando España solicitó a Alemania importantes suministros de equipo bélico con el que llevar a cabo la inaplazable modernización de nuestras Fuerzas Armadas.

También en fechas pasadas era encontrada casualmente por un particular lo que parecía ser un artefacto explosivo. Tras ser acordonada la zona fue puesta en seguridad por una Patrulla de Seguridad Ciudadana hasta la llegada de los EDEX.

Estos corroboraron que se trataba de una espoleta a percusión modelo 10, de procedencia italiana, empleada durante la contienda civil española en granadas rompedoras de 65, 75, 10 y 105 mm.

Fue destruida en un paraje próximo con las debidas medidas de seguridad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here