La Facultad de Teología cumple 50 años con las miras puestas en incrementar el número de alumnos

La Facultad de Teología de Burgos cumple 50 años, y este viernes ha comenzado las celebraciones en la capital burgalesa.

Aunque los actos comenzaron el pasado 6 de febrero con la inauguración en la sede de Vitoria, este viernes, la Facultad de Teología de la  capital burgalesa ha acogió una conferencia a cargo del historiador Domingo Ortega Gutiérrez, profesor emérito de la Universidad de Burgos. El tema se ha centrado en una visión histórica de la propia Facultad. Tras el mismo, se ha invitado a todos los asistentes a un vino  en el claustro del edificio, y a un concierto ofrecido por la «Burgos Baroque Ensemble» en la capilla.

El acto ha contado con la presencia del Gran Canciller de la Facultad y arzobispo de Burgos, don Fidel Herráez Vegas; el presidente de la  misma, Francisco Pérez Herrero, y el decano, José Luis Cabria Ortega.

Este no será el único acto que celebre la Facultad de Teología, ya que en los próximos meses se congregarán diversos actos celebrativos.
El más significativo será la clausura del aniversario, que se realizará el 6 de febrero de 2018, en la sede de Burgos.

MEDIO SIGLO DE HISTORIA

Han pasado ya cinco décadas desde que la Santa Sede erigiera canónicamente la Facultad de Teología del Norte de España con sus dos sedes en Burgos y Vitoria. Fue la primera Facultad de Teología de la península tras la celebración del Concilio Vaticano II (1962-65).

A lo largo de estos 50 años de vida se han formado más de 7.500 alumnos (3.331 en los cursos de Bachiller en Teología, Licenciatura y Doctorado; otros 1.530 en el Instituto de Teología a Distancia; 1.946 en el Instituto Superior de Ciencias Religiosas y otros 650 en las aulas de la Cátedra Francisco de Vitoria) sin contar los innumerables participantes en los simposios, aulas, seminarios y conferencias que ha organizado durante estos cincuenta años. En la actualidad es un centro de referencia para teólogos de todo el mundo y acuden a formarse  alumnos procedentes de otras latitudes; la internacionalización de sus alumnos es un dato apreciable.

En sus aulas se han formado trece obispos. Entre ellos los actuales arzobispos de Toledo, Braulio Rodríguez, Pamplona, Francisco Pérez, y  Sevilla, Juan José Asenjo, y los obispos de Ciudad Rodrigo, Raúl Berzosa, San Sebastián, José Ignacio Munilla, Vitoria, Juan Carlos Elizalde,  y Osma-Soria, Abilio Martínez, y de otros países como Filipinas, Ecuador, Perú, Argentina y Colombia, algunos de ellos originarios de estas  tierras: Rafael Cob, Isidro Barrio y Frumencio Escudero. Además, tres de sus profesores han sido también nombrados obispos. Son el emérito de Jaén, el burgalés Ramón del Hoyo, el difunto obispo auxiliar de Madrid, Eugenio Romero Pose, y el actual obispo de León, Julián López Martínez.

Sobre la labor académica, en este medio siglo se han publicado 279 tesis de licenciatura y otras 46 de doctorado. Su biblioteca es una de las más importantes a nivel teológico en la península y sus publicaciones –más de 270– son referente para numerosos estudiosos de la ciencia sagrada, sin olvidar los artículos, libros y ensayos publicados por los 190 profesores que han impartido algunas materias en sus aulas. Algunos de ellos, como Santiago del Cura, ha sido miembro de la Comisión Teológica Internacional.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here