El consejero de Sanidad niega una deuda histórica con el San Juan de Dios

El consejero de Sanidad de la Junta de Castilla y León, Antonio María Sáez Aguado, ha negado este jueves una «deuda histórica» con el Hospital San Juan de Dios, que ha anunciado su cierre el 31 de diciembre ante la inviabilidad económica de continuar prestando servicios. Sáez Aguado ha participado en un encuentro con los responsables de Medicina Interna del Hospital Universitario de Burgos, en el que ha sido recibido por un grupo de trabajadoras del San Juan de Dios, que le han reclamaod una solución al problema. El consejero ha asegurado que la decisión de cierre no es de la Junta, sino de la congregación, y ha explicado que ésta pretendía un mayor importe por paciente, cuando en la provincia de Valladolid existe un centro similar que percibe un 5 por ciento menos que el San Juan de Dios. Sáez Aguado, además, ha reiterado que debe ser la gestora del San Juan de Dios la que adopte medidas para evitar el cierre, si así lo decide la congregación, y ha recordado que en el ámbito público se han aplicado recortes en nóminas, por ejemplo, como medida para garantizar la sostenibilidad del sistema. En cuanto a los pacientes, ha asegurado que todos serán atendidos en las mejores condiciones, tanto en el Hospital Universitario, como en otros centros de la ciudad, para lo que se realizarán diferentes contactos en los póximos días. A preguntas de los periodistas, el consejero de Sanidad ha confirmado, por otro lado, la existencia de un modificado del Hospital Universitario a favor de la concesionaria, detrás de la que se encuentran nombres tan conocidos como Antonio Migel Méndez Pozo, editor de Diario de Burgos. En este sentido, ha explicado que el modificado incluirá una cantidad «inferior» a las pretensiones de la concesionaria y lo ha justificado en el incremento del 30 por ciento de la superficie del hospital, lo que conlleva mayores costes por servicios.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here