Al Tizona le falta consistencia para ganar en la orilla un encuentro igualado, 77-79.

El conjunto burgales mostró ante un rival directo, sus carencias y falta de consistencia, lo que nos lleva a hacer comporaciones, que aunque se dice, son odiosas, en este caso confirman que a la plantilla de este año le faltan muchas cosas respecto a la de la pasada temporada y que consiguiera el ascenso directo. Redacción Canal54.es Autocid choca contra los elementos. 77- 79 La igualdad fue la tónica dominante a lo largo de todo el partido. Una jugada a cara o cruz y el arbitraje decantaron el partido en favor de Quesos Cerrato. No defraudó el partido por el segundo puesto. Autocid y Quesos Cerrato dieron un espectáculo por encima de lo esperado. Por desgracia, la interpretación arbitral jugó muy malas pasadas a los de casa que vieron como los criterios arbitrales fluctuaban como valores de bolsa. No fue la noche para un juego vistoso, pero si para un partido intensisímo que recordaba a los grandes partidos vividos temporadas anteriores en El Plantío. Al final, la igualdad se tuvo que romper con una acción puntual sobre la bocina que decantó el partido del lado palentino. Con esta victoria Quesos Cerrato se sitúa a dos victorias de Autocid, con el basket-averge a favor. El partido. Andreu formó el quinteto más en forma de la plantilla, con: Albert Sàbat, Jeff Xavier, Antonio Peña, Pep Ortega y Taylor Coppenrath. Ése cinco dio un buen rendimiento desde el minuto uno. Autocid arrancó con un 8-3. El problema para los locales llegó con dos tempranas faltas señaladas el pívot de Vermonth que obligó a Casadevall a meter a Sergio Olmos, antes de lo esperado. Quesos Cerrato pronto se puso a la altura (10-9). Desde ese momento, el partido transcurrió por los cauces de la igualdad esperados (15-14). Con los azulones todo el cuarto por delante, un triple de Roger Fornás sobre la bocina decantó el primer periodo para los palentinos, 19-20. Autocid no arrancó bien en el segundo cuarto. Tardó prácticamente tres minutos en sumar sus primeros puntos. Palencia, por su parte, avanzó en su objetivo de ampliar la ventaja (22-26). El golpe que terminó de hartar a Andreu Casadevall fue el tercer triple de Roger Fornás. El técnico catalán pidió tiempo muerto para agitar a sus jugadores (22-29). Después llegó lo peor. Autocid recibió un parcial de 0-5 que escoció a los azulones (24-34). Una sustancial mejoría de los de casa, llevó a Lezcano a pedir tiempo muerto (29-36). El arbitraje estaba empezando a ser sangrante, y el público se lo recordó a los colegiados (34-42). Estaba siendo un periodo duro, pero Autocid lo supo corregir de alguna manera (37-44). El tercer cuarto comenzó de la mejor manera posible para Autocid, un triple de Albert Sàbat, al que acompañó el recién estrenado papá, Jeff Xavier (43-44). Entonces llegó la fase más física del partido. Muchas protestas hacia los árbitros y juego trabado (47-50). Autocid aguantaba el pulso y el contacto, sin dejar que Quesos Cerrato se marchase en el marcador. Lo del arbitraje estaba alcanzando unas cotas, poco recordadas en un partido en El Plantío. Aún así, Autocid no bajaba la cabeza y se mantenía en la nueca de los palentinos (53-55). Un triple de Albert Sàbat levantó a El Plantío y al equipo en el marcador, cerrando el cuarto sólo uno abajo, 56-57. El último y definitivo cuarto empezó con dos puntos de Coppenrath, para devolver a Autocid el control del marcador (58-60), cosa que no tenía desde el primer cuarto. El equipo azulón estaba echando el resto. Estaba siendo el partido de la temporada, en el que se veía lo que realmente estaba en juego, la segunda posición. Los burgaleses estaban sacando su calidad en 6,75 m, con Albert Sàbat y Anton Maresch. Palencia empataría de nuevo el partido a 67 puntos. Otra vez, un triple de Quesos Cerrato deshizo las tablas. Urko Otegui disfrutó de dos buenas acciones para poner las cosas más difíciles a Autocid, pero las erró. Como si de una maldición de ala-pívots se tratase, Pep Ortega falló dos triples. Restaba menos de un minuto para el final, el 72-73 dejaba un resultado incierto. Con 45 segundos para conocer el desenlace, nuevo tiempo muerto, esta vez con Autocid por delante (74-73). Los segundos estaban resultando eternos, con alternancias en el marcador que hacían poner las pulsaciones al máximo. Eran sólo 8,4 segundos para el final, tenía posesión Quesos Cerrato y el marcador reflejaba 77-77. Pep hizo falta rápida a Fornás que no desaprovechó sus dos tiros libres. Autocid contaba con 7,5 segundos. Jeff Xavier subió la pelota en busca de un triple que resultó blocado por Barbour. Ahí terminó el partido más intenso de lo que llevábamos de temporada. Parciales 19-20; 18-24; 19-13; 21-22; Anotación Autocid Ford Burgos: Pep Ortega (2), Albert Sàbat (19), Romà Bas (3), Juan Aguilar (0), Antonio Peña (14), Anton Maresch (5), Jeff Xavier (7), Taylor Coppenrath (16), Sergio Olmos (4), Mareks Mejeris (7). Quesos Cerrato: Charles Abouo (2), Nicholas Barbour (11), Carles Bravo (9), Miquel Feliú (4), Xavi Forcada (5), Roger Fornás (17), Quique Garrido (10), Albert Moncasi (2), Urko Otegui (6), Guillermo Rejón (13). Expulsados Charles Abouo, Xavi Forcada y Pep Ortega. Ismael del Álamo Responsable Comunicación C.B. Tizona. A espensas de jugar la proxima jornada en Lleida, nuestro equipo sigue tercero en la tabla, a dos victorias del segundo y a cuatro del lider Andorra, lo que casi aleja definitivamente al Tizona. de repetir el ascenso directo de la pasada campaña.