95-100. El San Pablo Burgos multiplica su nivel y tutea al Real Madrid

El San Pablo Burgos mostró su mejor versión en un partido muy igualado ante uno de los mejores equipos de Europa y que llegaba al Coliseum exultante de confianza tras acumular nueve victorias consecutivas. Los azules se sintieron cómodos en casa desde el principio y pusieron en serios aprietos al Real Madrid. La igualdad inicial llegó a tornarse en un juego más dinámico por parte de los hombres de Diego Epifanio ‘Epi’, que recuperaban las buenas sensaciones conforme se sucedían las canastas. De hecho, el San Pablo comandó el marcador con el 15-12, pero cedió en los dos minutos finales, para cerrar el primer cuarto 17 a 18.

El segundo acto comenzó con la misma intensidad e igualdad que el primero. El San Pablo estaba un centímetro por delante de los blancos, pero eso era suficiente para que la afición soñase con mantener esa vía. Se acrecentaron las dudas de Pablo Laso con el 26-24, que vino acompañado de un tiempo muerto para encontrar respuestas al desgobierno madridista sobre el parquet. Sin embargo, parecía que el Real Madrid seguía sufriendo para poner coto a un San Pablo que se lo estaba creyendo cada vez más (40-37).

Las pilas estaban cargadas y cuando el acierto sonrió a los locales se marcaron unas diferencias hasta el momento desconocidas, que se materializaron en un parcial de 7-2, para llegar al descanso con un luminoso favorable de 45-39.

Tras el paso por vestuarios, el San Pablo mantuvo la lucidez arriba, pero sufrió más en defensa y, a pesar de que la máxima diferencia llegó a estirarse hasta los 8 puntos (47-39), el Real Madrid ejerció una presión que provocó los primeros errores en los burgaleses.

Sin embargo, en esta ocasión, los hombres de ‘Epi’ no se dejaron llevar por los nervios y capearon la situación, hasta volver a dar un golpe de efecto al partido en el que Deon Thompson era el protagonista (58-51). Laso detuvo el partido y esta vez sí le dio resultado. El parcial de 0-5, justificado por la mala suerte de cara al aro de los azules, llevó a un nuevo tiempo muerto, pero esta vez del San Pablo Burgos (58-56). Otra vez, el tiempo muerto cambió dinámica de partido y los locales la aprovecharon con un 9-3 que marcaba diferencias reseñables (67-59). Poco peor consiguieron cerrar el tercer periodo un equipo llevado en volandas por un deslumbrante Coliseum (73-68).

El último periodo comenzó en una situación difícilmente mejorable para el San Pablo Burgos. Los azules comandaban el marcador y tenían en su mano seguir pugnando por una victoria que estaba en su mano. Ni una gota de esfuerzo se quedaba por el camino de los agigantados burgaleses. Si bien, el Real Madrid metió una marcha más y los locales sufrieron para mantenerles a raya.

No en vano, el Real Madrid se puso por delante, aún con el aliento de toda la afición burgalesa (83-84). El acierto en ese momento fue crucial y el aro le negó al San Pablo canastas que antes habían entrado (83-89). Aún eso no fue suficiente para frenar a los guerreros azules. Los golpes del Real Madrid encontraban respuesta en el bando local y las opciones seguían estando presentes.

‘Epi’ paró el partido con un marcador de 87-95, que, a falta de 1:38 para el final, se antojaba difícil de dar la vuelta. Al final, el intento fue en balde y el Real Madrid impuso su ley, a pesar de que pasó apuros hasta el último instante del partido.

El próximo partido se disputará el domingo 5 de noviembre a las 12.30 horas ante el Valencia Basket.

Otras Noticias Deportes Burgos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here