80-79. El San Pablo Burgos se queda a las puertas de la victoria contra el Estudiantes

A punto estuvo el San Pablo Burgos de conquistar, al fin, el WiZink Center de Madrid. El cuadro dirigido por Diego Epifanio ‘Epi’ realizó un gran encuentro ante Movistar Estudiantes, al que solo le faltó la guinda del triunfo. Burgaleses y madrileños completaron un igualadísimo y emocionante partido que se cerró en un final de infarto. A falta de diez segundos para el término del choque, el San Pablo Burgos tuvo la última posesión en las manos de Branden Frazier, que probó suerte con un triple que no logró encestar. La victoria, esta vez, subió al casillero de los estudiantiles, tras un duelo en el que también sobresalió el extraordinario ambiente en la grada entre ambas aficiones.

Arrancaron erráticos los equipos que competían en el WiZink Center en sus primeros ataques. El primero en desequilibrar el intercambio de golpes inicial fue Omar Cook, con dos triples, que dieron a los estudiantiles una renta de cinco puntos (9-4). El San Pablo Burgos continuó con su labor y por medio de Thompson, Jaramaz y Huskic enlazó un parcial de 0-7 para retomar la delantera (9-11). El banquillo local solicitó tiempo muerto para reengancharse al duelo, pero el cuadro de ‘Epi’ aprovechó bien sus opciones para cerrar el primer cuarto con ventaja (13-16).

El encuentro retomó la igualdad cuando se inició el segundo periodo, pero pronto Movistar Estudiantes iba a trabajar en pos de la delantera. Un parcial de 10-0 ponía a los mandos del encuentro a los locales, que ya no los soltarían hasta el descanso. Dos buenas canastas de Goran Huskic acercaban al conjunto burgalés en el luminoso (25-22) y el trabajo de Deon Thompson continuaba dando batalla (32-29) a las canastas que hacían Brizuela, Cook y Arteaga para los del Ramiro, que se marcharon a vestuarios con cuatro de renta (35-31).

El San Pablo Burgos regresó con todo al parqué madrileño. Álex López y Deon Thompson ponían un enorme parcial de salida de 0-8 para recuperar el marcador (35-39). El buen hacer de los castellanos, que se empleaban en defensa y trabajaban a la perfección sus ataques, les llevó a alcanzar la máxima de once puntos (39-50). Lejos de dejarse llevar, los de Berrocal volvían a poner toda la emoción al choque bajo el liderato anotador de Alessandro Gentile, que convirtió once puntos para los estudiantiles en este cuarto para volver a la cabeza del partido (55-54).

El final del encuentro no podía comenzar con una mayor igualdad (64-64). Ambos equipos entraron pronto en bonus, lo que llevaba a sus jugadores a la línea de tiros libres una y otra vez.

Fueron esos puntos los encargados de alternar las mínimas rentas a un lado y otro del marcador (69-70). Por debajo de los tres minutos para el término de la contienda, Goran Huskic anotaba un gran triple (73-75), que obligaba al tiempo muerto de Berrocal. La salida de la pausa devolvió a Estudiantes a los mandos del choque (78-75). Esta vez, eran los visitantes quienes solicitaban el parón sobre la cancha y también los que se recuperaban en el luminoso (78-79). De nuevo, tiempo muerto local y canasta de Gentile (80-79). Diez segundos le restaban al choque en el WiZink Center tras una nueva parada solicitada por el San Pablo Burgos. Con las milésimas cayendo del luminoso, Branden Frazier tuvo balón desde el 6,75 para llevarse el encuentro, pero falló ese último tiro, dejando la victoria en manos de Movistar Estudiantes (80-79).

En la próxima jornada, el San Pablo Burgos recibirá al Valencia Basket de vuelta en el Coliseum. El encuentro se disputará el sábado 15 de diciembre, a partir de las 18:00 horas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here